Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2012

Desmotivadas.

No te rindas.

No te rindas, aún estás a tiempo de alcanzar y comenzar de nuevo,  aceptar tus sombras, encerrar tus miedos,  liberar el lastre, remontar el vuelo.
No te rindas que la vida es eso,  continuar el viaje,  perseguir tus sueños, desbaratar el tiempo, correr los escombros y destapar el cielo.
No te rindas por favor, no cedas,  aunque el frío queme, aunque el miedo muerda,  aunque el sol se esconda y se calle el viento, aún hay fuego en tu alma, aún hay vida en tus sueños, porque la vida es tuya, y tuyo también el deseo, porque lo has querido, porque te quiero.
Porque existe el vino y el amor, es cierto,  porque no hay heridas que no cure el tiempo, abrir las puestas, quitar los cerrojos,  abandonar las murallas que te protegieron.
Vivir la vida y aceptar el reto, recuperar la risa, ensayar el canto,  bajar la guardia y extender las manos, desplegar las alas e intentar de nuevo,  celebrar la vida y retomar los cielos.
No te rindas por favor, no cedas, aunque el frío queme, aunque el miedo muerda, aunque el sol se ponga…

Diario de un ladrón de bancos.

No sé por qué Heather me dio la espalda de esa manera. Podía hacerme una idea.  Tenía una docena de teorías diferentes, pero todas eran especulaciones y no me prestaban ninguna ayuda. Lo cierto es que a diferencia de lo que pasa en la tele, al final del show no recibimos ninguna explicación y rara vez descubrimos por qué algunas algunas personas reaccionaran de forma totalmente opuesta a lo que esperamos. Este es uno de los motivos por lo que la vida real no es tan buena como la tele. Me torturé intentando dar con las respuestas durante todo el día siguiente hasta que al final vi que, a fin de cuentas, no importaba. Seguía sin tener mi equipo para la huida y, lo que resultaba bastante descorazonador, había agotado el número de personas en las que confiaba en este mundo.
Aquel fue el peor momento, cunado me sentí completamente solo.
Me puse a revisar mi vida y al final me vino a la memoria lo que Heather me había dicho hacía tantos meses: que no tenía amigos. No había nadie a quien pudie…

Grandes locuras.

Feliz día.

Tengo mil pulseras en la mano, cuando realmente una es especial.
Aún conservo todos los recortes de todas las fotos, las viejas entradas de cine de la primera película, y de la segunda, de la tercera, cuarta, quinta... y todas las demás. Tengo aquél bono de la guagua, la primera rosa, y la segunda también. El peluche, aquel CD que me gusta tanto, la lista de nuestras canciones, la lista de nuestras películas, la primera carta, y la segunda, la tercera y la cuarta. Aquella chaqueta de béisbol que tanto te gustaba verme puesta. La gran fotografía gigante firmada por ti, la primera pulsera, y la segunda, la tercera, la cuarta, la quinta...son tantas. Aquellos cascos azules que me prestaste un día y que al final me quedé yo, todas y cada unas de mis cartas de reflexión, la primera cadena, y la segunda. También tengo aquella caja grapada y con chinchetas por todos lados en la que estaba aquel llavero que un día perdí. Aquel disfraz que nos pusimos juntos (si, también las orejitas) Aquellos …

Dolor.

Es cuando todo el sentimiento queda reducido en la intensidad de una lágrima, en la fuerza de ese sentimiento de impotencia, que te invade por completo.
Todo se desmorona y solo permanecen los pensamientos que nunca desaparecen, eso que habitan en tu cabeza todo el tiempo y te hacen creer en algún momento que no vas a poder soportar más todo ese peso sobre tus hombros. Te sientes como un frágil barquito de papel cual misión es mantenerse a flote, pero sientes como te hundes, como las olas te golpean sin compasión y las fuerzas se esfuman como por arte de magia. Los suspiros se repiten uno tras otro, con fuerza, queriendo gritar lo que tu boca calla, lo que no mente no quiere pensar, recuerdos. Los quemarías todos, uno a un si fuera posible. Que maravilloso observar como una llama los envuelve lentamente hasta que desaparezcan. Ver como se ven sustituidos por cenizas que no volverán a resurgir jamás, que no  harán más daño, y como toda tu mente queda en blanco, y es que ni el fuego pued…

Ve, búscalo.

Y así fue tan inesperadamente como perdiste todo lo que poseías, tan rápido, que apenas hubo tiempo para que te dieras cuenta. Pues así ocurren las cosas, debes asimilar en un segundo lo que jamás quisiste llegar a imaginar. Pequeño corazón confuso que late en el fondo de tu ser lentamente, sin ganas apenas, queriéndose convertir en un niño aislado de todo dolor posible.
Luchar, luchar por volver a conseguir todo aquello que perdiste una vez lo que parece ahora muchísimo tiempo, y solo deseas volver a tener.
Comenzar poco a poco, despacio, con paciencia, con calma, sin prisas y con ganas de conseguir. Recuperar lo perdido suena tan bello. Deseas aquello que poseías en aquellos hermosos tiempo pero que ahora resulta tan difícil poseer.
Sueñas con volverla a enamorar, como lo hiciste en aquel tiempo.
Recuerdas con nostalgia lo fácil que fue todo, no hubo lógica, tampoco sentido. Simplemente ocurrió, y te lleno por dentro como todas las grandes cosas hacen, inundándote con una satisfacción q…

The winner takes it all.

Yo no quiero hablar, sobre las cosas que pasamos, aunque aún me lastima, ahora son historias. Jugué todas mis cartas, y eso mismo hiciste tú. No hay nada más que decir, ningún As para jugar.
El ganador lo toma todo, el perdedor queda pequeño, a un lado de la victoria, ese es su destino.
Yo estaba en tus brazos, pensando que allí pertenecía, en sentido figurado, construyéndome una muralla. Construyéndome un hogar, pensando que allí sería fuerte, pero fui una tonta, jugando con las reglas.
Los dioses tiran los dados, sus mentes tan frías como el hielo y alguien aquí abajo, perderá a alguien querido.
El ganador lo toma todo, el perdedor tiene que caer, es simple y está claro, ¿porqué debería quejarme?.
Pero dime, ¿ella te besa como yo solía besarte?, ¿sientes lo mismo, cuando ella dice tu nombre?. Muy profundamente, debes saber que te extraño, pero que puedo decir, hay que obedecer las reglas. 
Los jueces decidirán, lo que tengo que aguantar, espectadores de este show, siempre se mantienen deb…

Inexplicable.

"Desmayarse, atreverse, estar furioso,
áspero, tierno, liberal, esquivo,
alentado, mortal, difunto, vivo
leal, traidor, cobarde y animoso;
no hallar fuera del bien centro y reposo,
mostrarse alegre, triste, humilde, altivo,
enojado, valiente, fugitivo,
satisfecho, ofendido, receloso;
huir el rostro al claro desengaño,
beber veneno por licor suave,
olvidar el provecho, amar el daño;
creer que un cielo en un infierno cabe,
dar la vida y el alma a un desengaño:
esto es amor; quien lo probó lo sabe".

Miedo.

+Hola.
-Hola. +Me gustaría decirte una cosa, ¿puedo? -Por supuesto, dime. +Pues la verdad, es que no sé muy bien como decirte esto pero me he vuelto fan de tu sonrisa. La verdad es que me pasaría horas observando como sonríes, pues lo haces de una forma tan única y especial, que haces que me sienta bien. No te imaginas las ganas que me entran de hablarte cada vez que te veo en linea, y aunque suelo esperar a que seas tú el que de el paso para así pensar que estás pendiente de mi, me encanta poder hablar contigo sea como sea. Y es que me haces sonreír, logras hacer que me sienta bien conmigo misma, que me sienta mejor persona, que me sienta aunque sea un poco importante. Aunque lo que realmente me importa es ser importante para ti, por lo menos la mitad de lo que tu lo eres para mi. Si, creo que con eso bastaría.  La verdad, es que analizo cada palabra que me dices para tratar de averiguar si hay algo más o por el contrario son cosas mías. Y puede que te parezca un poco estúpida, pero despi…

Detalles.

Fíjate como los pequeños detalles son los que más cuentan, lo que más consiguen.A veces haces lo más grande para hacerte notar sin pensar que posiblemente serás recordado por lo más pequeño, pues eso es lo que perdura. Lo más mínimo, algo tan simple como una mirada, una sonrisa, un ''Hola''. Jamás sabes lo que puedes crear en otra persona con una canción que la haga sonreír cada vez que la escuche, una melodía que le recuerde a ti, un perfume que solo identificará contigo y una sonrisa que le gusta un poco más solo porque se parece a la tuya. Pequeños detalles. He ahí donde se encuentra la esencia de las grandes cosas, de las que perduran. No hagas un tsunami para que todo sea mayor, para que algo parezca más importante, pues a veces con una pequeña ola, la batalla está ganada.

Tonight.

Olvidarte.

''Sé que es tarde y perdón por la hora, no sé si escribirte o si te llamo sé que no estás sola, te confieso que ni el ego me dejó cantarte ni el tiempo olvidarte y no es que no te quiera es que ni puede hablarte. 
Guardo en mi cabeza lo bueno y ya me olvidé de lo malo y aprendí que la tristeza me hace mejor ser humano. Ahora soy un hombre nuevo y soy mejor, y aunque me prometa olvidarte por ti aprendí que es amor.
Girasoles, once meses, mis canciones, tu mirada, yo sé que también te acuerdas y no es malo eres humana, no te escribo para nada diferente a recordarte que a pesar de los seis meses sin hablar y no mirarte YO TE QUIERO, y no para volver, te quiero porque pararte tuya me ha enseñado que es amar y que es crecer, ya no siento más y con la mano en el corazón se que hoy te vas y poco a poco entenderé que nunca volverás.''



Noche de luna llena.

Es tan complicado mirar atrás.
Pero siento que si no me paro de vez en cuando para recordar que fue cierto no puedo continuar.
Siento como me hago daño a mi misma, reteniendo dentro de mi todo aquello que debería sacar para poder seguir con mi camino. 
Caminando, paso a paso, un pies tras otro. No parece algo muy complicado, pero es como caminar descalza sobre vidrios rotos, el dolor es insoportable, y la presión sobre mis hombros cada vez es más pesada.
Se supone que era cuestión de tiempo. Llegué a creerle a las agujas del reloj, y muy tarde me vine a dar cuenta de la gran mentira que me estaban contando. Pues pasan para todo el mundo, siguen a la par con el tiempo real mientras yo estoy fuera de todo, a un lado, observando como el tiempo pasa, todo continua y yo no puedo caminar. Las ventanas están abiertas, y fuera de ellas solo hay muros enormes que impiden ver cualquier tipo de movimiento al alrededor.  ''Estaré yo sola'', me paro a pensar, pues no hay nadie a mi alr…